Cambios para los Informes no financieros

En Diciembre de 2021 se amplía la obligación de presentar estos informes a empresas con más de 250 trabajadores y se introduce una nueva recomendación en la denominación de los mismos como “información sobre sostenibilidad”.

La Ley sobre Información no financiera y diversidad, obliga a las grandes empresas a realizar informes no financieros, o lo que es lo mismo, a  recoger información sobre aspectos  ambientales, sociales y de gobierno (relativas al personal, respecto de los derechos humanos, la lucha contra la corrupción y el soborno, y sobre la propia sociedad), y determina qué empresas deben reportar este tipo de información a través de una memoria que se redacta a tal efecto.

Entre las empresas obligadas a presentar el informe están las siguientes:

Organizaciones con más de 500* empleados.

Organizaciones consideradas de interés público de acuerdo a la Ley de auditoría de cuentas o bien que durante dos ejercicios cumplan dos de estas tres condiciones:

·         Total partidas del activo consolidado sea superior a 20 M€.

·         Importe neto en la cifra de negocio anual superior a 40 M€.

·         Número de empleados supere los 250 durante el ejercicio.

*A partir de Diciembre 2021, la obligación de presentar el estado de información no financiera consolidado será de aplicación a todas aquellas sociedades con más de 250 trabajadores.

La divulgación de información no financiera o relacionada con la responsabilidad social corporativa contribuye a medir, supervisar y gestionar el rendimiento de las empresas y su impacto en la sociedad. A la vez, su anuncio resulta esencial para la gestión de la transición hacia una economía mundial sostenible que combine la rentabilidad a largo plazo con la justicia social y la protección del medio ambiente.

La proporción de una información no financiera por parte de las empresas, constituye un factor importante a la hora de garantizar un enfoque a largo plazo, que debe ser fomentado y tenido en cuenta por las organizaciones. En este contexto, con el fin de mejorar la coherencia y la comparabilidad de la información no financiera divulgada, algunas empresas deben preparar un estado de información no financiera que contenga información relativa, por lo menos, a cuestiones medioambientales y sociales, así como relativas al personal, al respeto de los derechos humanos y a la lucha contra la corrupción y el soborno.

Estos informes deben ser presentados junto a las cuentas anuales, y se compone por una memoria que describa ciertos aspectos detallados, vinculados a la actividad de la misma y a su entorno y relación con el mismo (mercados en los que opera, objetivos, y los riesgos derivados y / o asociados a relación con el medioambiente, incluyendo aspectos referentes a las relaciones con los empleados, el respeto a los derechos humanos e incluso la lucha contra el fraude y la corrupción).

Entre los nuevos cambios propuestos por la Comisión Europea:

La comisión Europea introducirá cambios en las memorias de información no financiera, según publicaba Pacto Mundial recientemente, con lo que respecta al contenido de las memorias, se introducirán nuevos requisitos para que las empresas proporcionen información y se específica que las empresas deben comunicar tanto información cualitativa como cuantitativa. Por otro lado, se recomienda, pasar a denominar a estas memorias “información sostenibilidad” y no “información no financiera”, por entender que esta memoria sí que tiene relevancia financiera.

En relación a la auditoría, esta propuesta introducirá un requisito general de auditoria en toda la UE para la información sobre sostenibilidad, lo cual ayudará a garantizar que la información presentada sea precisa y fiable, respondiendo a una de las demandas principales de las partes interesadas.

Al facilitar esta información, las empresas obligadas deben basarse en marcos nacionales, marcos de la Unión Europea, pudiendo utilizarse el Sistema de Gestión y Auditoría Medioambientales (EMAS), o en marcos internacionales tales como el Pacto Mundial de las Naciones Unidas, los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, el Acuerdo de París sobre cambio climático, la norma (ISO) 26000 de la Organización Internacional de Normalización, la norma (SA) 8000 de la Responsabilidad Social Internacional, entre otros.

Las organizaciones que hayan obtenido el registro EMAS, se considerará válida y suficiente, para cumplir con el apartado del informe dedicado a información medioambiental, la información contenida en la declaración ambiental validada por el verificador acreditado.

Si necesitas ampliar información sobre cómo presentar Los Informes No Financieros, no dudes en ponerte en contacto con nosotros a través de info@qualen.es

Puedes ampliar información consultando el documento completo aquí: Proposal for a DIRECTIVE OF THE EUROPEAN PARLIAMENT AND OF THE COUNCIL amending Directive 2013/34/EU, Directive 2004/109/EC, Directive 2006/43/EC and Regulation (EU) No 537/2014, as regards corporate sustainability reporting

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial
Follow by Email
LinkedIn
LinkedIn
Share